Juan Martínez-Barea, pionero de la innovación

Ingeniero, tecnólogo, profesor, conferencista, emprendedor. Estos son algunos de los roles que el español Juan Martínez Barea cumple en la actualidad. Es embajador para España de NASA-Singularity University y dedica sus días a impulsar la innovación y el entrepreneurship, el cual considera como “el motor que mueve el mundo”.

Para él, la tecnología es la herramienta para construir el futuro, uno para el cual Juan quiere prepararnos. Conversamos en exclusiva con él para descubrir más acerca de su filosofía e historia y sobre todo, para conocer lo que hay en la mente de este innovador nato.

¿Cuál es la verdadera esencia de Juan?

Soy una persona idealista, apasionada con lo que hago, y de acción. Creo firmemente que las start-ups, la tecnología y la innovación son las mejores herramientas que tiene el ser humano a su alcance para construir un mundo mejor. Soy optimista, huyo del cinismo de ver sólo la parte negativa de las cosas, e intento construir con las herramientas que tengo a mi alcance. Además, intento vivir mi vida de forma coherente. Lo que pienso y lo que digo es exactamente lo que hago. Huyo de la protesta y la inacción. Cuando veo problemas o necesidades, evito la crítica fácil y prefiero lanzar proyectos para solucionarlos.

 juan-martinez

¿Cómo una organización puede definir el rumbo y prepararse hacia “el mundo que viene”?

Lo peor para cualquier empresa es caer en la complacencia de que es la mejor.Las mejores empresas del mundo son aquellas que tienen en su ADN una insatisfacción continua. Es una actitud ante la vida. Es el deseo y la acción de ser mejores cada día. De no dormirse en los laureles con los éxitos pasados y estar continuamente aprendiendo y adaptándose para ser mejores cada día. ¿Cómo llevar esta insatisfacción continua a la empresa? La única forma es viviéndolo por parte de sus líderes. Si el líder tiene una insatisfacción y un deseo continuos por ser mejor, por aprender, por evolucionar, por cambiar… eso se transmite a toda la organización.

¿Qué rol debe asumir una marca en medio de este cambio de época, esta “revolución tecnológica”?

Viene un mundo completamente diferente: un mundo híper tecnológico, hiperconectado e hiper globalizado. Todos los sectores se convertirán en sectores de alta tecnología, y todos los sectores van a sufrir una disrupción. Ante este mundo que viene, las empresas tienen dos opciones: o intentar oponerse al cambio o intentar liderar esta ola de cambio. Dependiendo de su respuesta, será su futuro.

¿Qué pueden/deben hacer las grandes marcas? Asumir este nuevo mundo que viene como algo imparable y liderar el cambio en su sector. Además, unir su marca a los valores que lo van a definir: tecnología, innovación, cuidado del medio ambiente, cambio y aprendizaje continuos, responsabilidad social.

En Ecuador, ¿cómo sugieres que convirtamos en tangible y alcanzable la idea de un futuro lleno de oportunidades?

La única respuesta es la educación. En este mundo que viene, el mundo se rompe en dos: los preparados y los no preparados. Los más preparados podrán subirse sobre la gran ola de cambio y llegar donde quieran a toda velocidad. Los no preparados serán arrastrados y revolcados por la corriente, y se enfrentarán a un futuro muy complicado, duro e incierto.

Denominas “locomotoras” a las personas que luchan por un mundo mejor. ¿Pueden las marcas encarnar esa figura?

Las “locomotoras” son los nuevos héroes del mundo. Valientes, rebeldes, inconformistas e idealista. La sociedad tiene pocas locomotoras, aquellas personas que asumen la responsabilidad de avanzar hacia el futuro. ¿Pueden las marcas asumir ese papel? Claro, pero no como una campaña de marketing, sino viviéndolo de verdad.  Su misión debe ser construir un mundo mejor, no solo vender.

¿Cuál es tu insight de vida?

Si tuviera que dar un solo insight final, animaría a todos a “tirarse al ruedo”. El mundo tiene aún muchos problemas por arreglar, y necesitamos personas que den un paso al frente y se echen el mundo a su espalda. En general, no me gustan las personas que cuando ven un problema se quejan y no hacen nada. Admiro a las personas valientes y arriesgadas que cuando ven un problema, actúan, que no se conforman con quejarse y  se parten la cara por construir un mundo mejor.

Juan es un completo disruptor que está en busca de personas que comparten esa filosofía idealista y valiente. Te invitamos a conocer más acerca de él en Reinvention 2016 para recibir esa dosis de tecnología e innovación que el mundo necesita.

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply