Rompiendo fronteras: Andrea Díaz-Granados vuela alto en Chile

Andrea Díaz-Granados se graduó en la Universidad Casa Grande.

Hace unos tres meses, cuando trabajaba como coordinadora de marketing digital de Lan Ecuador, la guayaquileña Andrea Díaz-Granados recibió una llamada que cambió el rumbo de su carrera. “Che Andre, hay una oportunidad y creo que eres la persona para el puesto, confírmame hasta mañana si te interesa o no, pero tendrías que estar ya acá en un mes y el contrato es indefinido”.

Era el subgerente de Branding and Communications LATAM, con quien entonces trataba pocos temas pero estaban alineados en su visión. Andrea le pidió un par de días más para confirmar. El lunes siguiente a las 9:00, aceptó.

Así llegó a ocupar el puesto de International Branding and Communications Senior Analyst en LATAM Airlines Group, en Santiago de Chile.

Andrea se graduó como licenciada en Comunicación Social con mención en Marketing Empresarial. Hizo sus primeras prácticas en McCann Erickson, durante su primer año de estudios, por seis meses. Durante ese periodo tuvo como jefes a dos personas que eran, a la vez, sus profesores en las aulas de clase. Luego trabajó en Qualitat S.A., donde conoció como cliente a María Fernanda Villacís, quien luego pasó a ser su jefa en LAN Ecuador.

“Cada una de mis experiencias laborales por muy cortas que fueron, son de alguna manera responsables de que hoy esté aquí”, dice Andrea.

En LAN Ecuador empezó como coordinadora de Marketing Tradicional y luego tuvo a cargo el área de Marketing Digital. «Fue toda una aventura. Todos los días aprendía algo nuevo, algo raro; cuando pensaba que no podían existir más indicadores, aparecía uno más, el día a día se basaba en probar y medir, equivocarse, volver a probar, volver a medir».

Ahora, en Chile, maneja la planeación de Branding and Communications para los mercados de Ecuador, Perú, Paraguay y Bolivia.

¿Qué la llevó a destacarse para volar alto? Andrea cree que la base es estar preparado: tener la teoría, reinventarla, mantenerse actualizado. Pero el diferenciador, para ella, es tener un espíritu entusiasta: «porque contagia a otros, porque emociona y logra que dentro de un esquema estructurado y cerrado se logren abordar nuevas ideas que salen de los procedimientos».

Aunque para Andrea el camino para crecer no fue tan largo, los retos no han faltado. El mayor desafío fue «cambiar el chip» y hacer que los demás crean en la eficiencia del medio digital. Los logros se han empezado a notar: «como Marketing Digital logramos ser una de las palancas más fuertes para el e-commerce dentro de la compañía, y luego logramos incluso darle la vuelta en ese mix de medios, pasando de ser el canal que no terminaba de convencer a ser la primera opción».

Su experiencia ha sido clave. Andrea cree que su aprendizaje en Ecuador es el que está aportándole principalmente a los mercados pequeños que maneja (Paraguay y Bolivia), porque siente que están en la misma situación en la que el país estuvo hace cinco años. «Mi rol acá es potenciar los resultados que estos mercados puedan generar y no dejar de creer, transmitirles el conocimiento  y buenas prácticas que puedan aportar como una guía».

Su meta para este “tiempo indefinido” es aprender y sacar el máximo provecho de quienes la rodean, así como aprovechar toda “la escuela” que tiene en distintas entidades locales y globales. Pero en términos específicos, dentro de la compañía, quiere empujar la creación de un nuevo equipo capaz de aportar significativamente al área de Branding & Communications, que apunte a la integración e innovación de nuevos proyectos.

¿Qué haría que Andrea regrese a Ecuador? Sentir que tiene muchísimo para aportar al país dentro del campo laboral en el que se mueve o algún emprendimiento personal que además le dé felicidad. «Siempre pienso en ser feliz y en crear felicidad con lo que hago a diario».

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply